CIENTÍFICA

Descubre la faceta científica de Emma

OBJETIVO PRINCIPAL

El objetivo principal de esta tesis doctoral es analizar el impacto de la carrera en corredores de no élite sobre diferentes sistemas metabólicos, y cómo afectan las horas de entrenamiento anteriores, tiempo de carrera, tiempo de recuperación, peso corporal, dieta y suplementaciones específicas.

OBJETIVOS ESPECÍFICOS

Mediante muestras tomadas pre-carrera, inmediatamente después y
48 h post-carrera en corredores no elite, evaluar los cambios relacionados con:

DAÑO E INFLAMACIÓN MUSCULAR

Cuantificando la creatina quinasa (CK) y la proteína C-reactiva (CRP).

SALUD CARDIOVASCULAR

Cuantificando la troponina T cardíaca de alta sensibilidad (Hs-TNT), el péptido natriurético de tipo B pro-B(NT-proBNP), el supresor de la tumorigenicidad 2 (ST2) y el perfil lipídico (triglicéridos, lipoproteína de baja densidad, lipoproteínas de alta densidad y colesterol).

INMUNIDAD E INFECCIÓN

Cuantificando la inmunoglobulina salival A (SEA), proteínas antiinflamatorias, quimocinas proinflamatorias y proteínas antimicrobianas.

SALUD RENAL

Cuantificando creatinina, urea y sodio.

INICIADO EN 2012

Su objetivo ha sido agrupar el conocimiento de diferentes instituciones, universidades y hospitales, y profundizar en un conocimiento amplio de los límites de un corredor. Han participado el Departamento de Ingeniería Electrónica de la Universidad Politècnica de Catalunya, el Hospital Germans Trias i Pujol y el Hospital Santa Creu i Sant Pau analizando diferentes variables de sangre y saliva junto con medidas de bioimpedancia y con un análisis de la ingesta dietética.

Actualmente, estamos formando un grupo de investigación integrado por investigadores y médicos de la UPC y Can Ruti para seguir investigando la salud y el deporte. Se quiere profundizar en el conocimiento de los cambios en el ámbito fisiológico, articular, renal, bioquímico y cardiológico que suceden a consecuencia de un evento deportivo de resistencia. Aportar conocimiento sobre las bases fisiopatológicas en el entorno deportivo, para establecer nuevas estrategias de prevención y evitar consecuencias no deseables como problemas cardiovasculares, renales, lesión muscular, lesión articular y otros derivados a corto y largo plazo.

miembros del grupo de investigación:

Antoni Bayés-Genís

CARDIOLOGÍA

Department of Cardiology, Hospital Universitari Germans Trias i Pujol. Department of Medicine, Faculty of Medicine, Universitat Autònoma de Barcelona. Research Program, Fundació Institut d'Investigació en Ciències de la Salut Germans Trias i Pujol

Jose A. Hernández-Hermoso

DIRECCIÓN,
TRAUMATOLOGÍA

Department of Orthopedic Surgery and Traumatology, Hospital Universitari Germans Trias i Pujol. Department of Surgery, Faculty of Medicine, Universitat Autònoma de Barcelona

Jordi Ara

NEFROLOGÍA

Department of Nephrology. Hospital Universitari Germans Trias i Pujol

Paco Bogónez

INGENIERÍA BIOMÉDICA

Department of Electronic Engineering, Universitat Politècnica de Catalunya

Lexa Nescolarde

INGENIERÍA BIOMÉDICA

Department of Electronic Engineering, Universitat Politècnica de Catalunya

Emma Roca

INGENIERÍA  BIOMÉDICA, BIOQUÍMICA

Department of Electronic Engineering, Universitat Politècnica de Catalunya. Summit 2014 S.L, Centelles, Barcelona

1. EJERCICIO FÍSICO

Quizás el mejor argumento a favor de incorporar el deporte en nuestras vidas es poner en evidencia los estragos que implica el sedentarismo en el cuerpo. Las últimas estadísticas señalan una de las epidemias más extendidas por todo el planeta. Según la Organización Mundial de la Salud (OMS), el sedentarismo es la cuarta causa de fallecimiento (6% del total de muertes), superada por la hipertensión arterial (13%), el tabaco (9%) o los niveles elevados de azúcar en sangre (6%). De hecho, la falta de actividad física ha sido directamente relacionada con el 21-25% de los tumores de mama y colorrectales; el 27% de los casos de diabetes y el 30% de cardiopatía isquémica.

2. NUTRICIÓN

El aumento exponencial de las enfermedades no transmisibles señala que ya no se trata de combatir la obesidad (el gran caballo de batalla de las políticas públicas de salud en los últimos años), sino de aprovechar los beneficios de la actividad física para combatir afecciones y muertes prematuras. En este sentido, el estudio español Aniba (Antropometría, Ingesta y Balance Energético en España) ha aportado una primera conclusión decisiva: consumimos muchas menos calorías que hace unas décadas, pero engordamos más. En concreto, nuestra dieta ha disminuido un 39,5% en la ingestacalórica desde el año 1964. Sin embargo, los índices de sobrepeso han seguido creciendo (49,2% de los adultos en 2003 y el 53,7% en 2012). La conclusión es pues clara: hay que gastar más calorías porque no quemamos las suficientes.

La nutrición es una herramienta imprescindible para la vida deportiva y, aunque la base es siempre una dieta sana y bien equilibrada, es cierto que la ciencia de la alimentación ha dado pasos de gigante en su vínculo con el deporte y la adaptación a cada individuo.Actualmente, circulan cientos de estudios que analizan cómo la ingesta calórica contribuye al rendimiento deportivo, qué nutrientes son más decisivos para cada etapa del entrenamiento y, sobre todo, qué dietas resultan más adecuadas. Respecto a esto último, también han surgido innumerables escuelas que defienden o atacan el papel de los carbohidratos, ensalzan o injurian las proteínas, o bien abogan por el ayuno para determinados tipos de ejercicios.

Dentro de la nutrición podemos encontrar de diferentes tipos según los objetivos.

Algunos ejemplos son:

NUTRICIÓN DEPORTIVA

Entrenamientos, precompetición, durante competición, post competición, regeneración, prevención de lesiones, autofagia, eje HC, microbiota, etc.

NUTRICIÓN PARA HACER SALUD

Macronutrientes/ micronutrientes, bajar peso, prevención de enfermedades, inmunidad, microbiota, vegetariano/ vegano, etc.

NUTRICIÓN PARA EL CONTROL DEL SUEÑO / DESCANSO

Correcta recuperación, regeneración, modulación de estrés, ritmo circadiano, microbiota, etc

NUTRICIÓN ANTIENVEJECIMIENTO

Autofagia, ritmo circadiano, telómeros, DHA, D3, depresión, estrés, microbiota, NRF2, etc.

NUTRICIÓN COGNITIVA

Autofagia, NRF2, microbiota, ressoliòmics, estrés, homocisteína, colesterol, DHA, adaptógenos, BDNF, ejemicrobiota-brain-gut axis, etc.

NUTRICIÓN PARA COMBATIR EL ESTRÉS

Moduladores de cortisol (adaptógenos), serotonina, gaba, microbiota, etc.

4. GESTIÓN ESTRÉS/EMOCIONES

Uno de los pilares a veces olvidado de la salud es el equilibrio emocional. Es muy importante estar bien con uno mismo y con el entorno que nos rodea. Hay muchas maneras de minimizar un entorno hostil, energéticamente negativo, un estrés oxidativo excesivo o simplemente un estado emocional bajo.

Una de las opcioneses el ejercicio físico con el que liberamos endorfinas, que son opiáceos naturales del organismo 20 veces más potentes que los medicamentos contra el dolor. Tienen un papel fundamental en la recuperación y en funciones esenciales para la salud: te calman, crean un estado de bienestar, mejoran el humor, retrasan el envejecimiento, reducen el dolor, potencian las funciones del sistema inmunitario, reducen la presión sanguínea, contrarrestan los niveles elevadosde adrenalina asociados a la ansiedad, y otros. Pero aparte del ejercicio físico también tenemos la meditación, la nutrición y/o la suplementación.

3. SUEÑO / DESCANSO

Hay que plantear las horas de sueño como un taller de reparación, restauración y memorización. Toda la energía que gastamos durante el día se repone con el descanso nocturno. Y si el organismo no dispone del tiempo suficiente es fácil entrar en una espiral de fatiga y sobreentrenamiento nociva para la salud. De hecho, la calidad y cantidad de sueño son directamente relacionadas con aspectos como: el rendimiento cognitivo, la capacidad de aprendizaje, la atención, el estado de humor, la resistencia al estrés, el rendimiento físico, la regulación metabólica de la glucosa, el cortisol o la hormona del crecimiento.

Por lo tanto hay que hacer mucho énfasis en aspectos del sueño como: las horas que se duerme, la calidad del sueño, la regeneración -recuperación, el ciclo circadiano, el poder hacer relajación o meditación, el aspecto hormonal (eje HPA, triptófano-serotonina-melatonina, microbiota-intestino), los adaptógenos o las emociones.

5. EVITAR

Es muy importante dentro de nuestro estilo de vida evitar una serie de aspectos que pueden decantar la balanza de una calidad de vida óptima a una mala. Por lo tanto está en nuestras manos evitar:

1. Químicos, tóxicos (tabaco, tintas, productos de higiene, maquillaje, etc).
2. Herbicidas, pesticidas, disruptores endocrinos, radiaciones, etc.
3. Alimentos ultra procesados.
4. Desnutrición.
5. Medicación innecesaria.
6. Estrés.
7. Sobrepeso-obesidad.
8. Sedentarismo.
9. Depresión, aislamiento social.
10. Otros.